Discuten el impacto del aborto legal en los costos de la salud pública

Quienes apoyan dicen que la legalización generaría un ahorro anual de entre $3600 millones y $7300 millones.

El debate sobre la legalización del aborto adoptará en los próximos días un tono económico, dice el diario La Nación. Cuánto costaría la aplicación de la ley y quién se haría cargo de esos costos eventuales serán algunos de los ejes de discusión. Serán también parte de la exposición del ministro de Salud, Adolfo Rubinstein, que acudirá al plenario de comisiones del Senado.

Contraste:

  • Las organizaciones que se oponen advierten que el aborto legal causaría como mínimo un costo de $4000 millones al sistema de salud en 2019.
  • Quienes apoyan dicen que la legalización generaría un ahorro anual de entre $3600 millones y $7300 millones.

El análisis de los que se oponen a la reforma no toma en cuenta los recursos que se destinan en la actualidad a atender derivaciones de abortos clandestinos. “No lo tuvimos en consideración porque la ilegalidad lo torna muy difícil de calcular”, dijo el economista Diego Penizzotto, integrante de Profesionales de Ciencias Económicas a Favor de la Vida. “Estoy convencido de que son inferiores a los que generaría la legalización”, agregó.

Con información oficial, Rubinstein reafirmará que, como ya sostuvo en declaraciones periodísticas, la legalización del aborto no generaría ningún costo adicional para el sistema de salud a partir de comparar los costos eventuales de la legalización con los gastos que generan en la actualidad las complicaciones por abortos clandestinos.

Esa lógica tiene el estudio de la Asociación de Economía de la Salud (AES). De acuerdo con ese informe -elaborado por las economistas especializadas en temas de salud Sonia Tarragona y Malena Monteverde-, hoy el costo a la salud pública de las consecuencias de los abortos clandestinos lo calculan entre $6257 millones y $10.428 millones.

La diferencia entre los costos mínimo y máximo surge de la base sobre la que se hizo el cálculo. Si fuesen 300.000 abortos al año, el costo sería de $6257 millones. Si ascendieran a 500.000, se elevaría a $10.428 millones.

Desde la otra postura, el estudio elaborado por Profesionales de Ciencias Económicas a Favor de la Vida, elaborado por los economistas Penizzotto, Paula Almada y Marta Guillen y el contador Federico Bar, indica que el costo en 2019 sería de $4000 millones, a razón de $8000 por cada aborto. Para llegar a ese número se tomó como referencia la estimación de 500.000 abortos por año, cifra que los detractores de la reforma objetan.

El estudio indica, sin embargo, que el costo podría ser mucho mayor, dado que para determinarlo se calculó que todos los abortos sean hechos con medicamentos y no con intervención quirúrgica. Advierte, además, que la cifra crecería hasta $9200 millones en 2021 por el aumento de intervenciones que se registró en los años inmediatamente posteriores a la legalización en países como Uruguay.

  • El ministro Rubinstein también citó durante su exposición en Diputados un análisis de la Organización Mundial de la Salud que afirma que en los países que legalizaron la práctica disminuyó la cantidad de abortos realizados.