Con los planes de ahorro tratan de reanimar la venta de autos

En días en los que las ventas de autos están cayendo, empieza a cobrar importancia una herramienta que se presenta como posible salvadora en medio de la crisis: el plan de ahorro, un instrumento que todas las marcas ofrecen a sus clientes y que en la Argentina utiliza el 50% de las personas que compran un vehículo financiado.

  • Según datos de la Asociación Argentina de Concesionarios (Acara), en el país 50,8% de los autos se venden al contado; 48,1%, con prenda y 1,1%, con leasing.

De este 49,2% que se hace mediante financiación, la mitad es a través de plan de ahorro.

En Acara explican que se aceleraron las ventas por plan de ahorro, porque el mercado convencional (de contado) se cayó mucho más, dado que hay menos dinero en la calle. «Entonces, lo que sucede es que se adelantan las entregas por plan de ahorro, para mantener las ventas y que el desplome no sea mayor».

Actualmente hay 260.000 autos de stock y las marcas se los quieren sacar de encima, porque les significa un costo tenerlos parados.

Hernán Guzmán, gerente de Autoahorro del concesionario Guido Guidi, cuenta que en lo que va del año en su empresa tuvieron 90% más en ventas por medio de planes de ahorro que en igual período de 2017. «Estamos entregando 550 planes mensuales, 300
más que el año pasado. El crecimiento fue paulatino y se registró un aumento de 10% mes a mes».

Diego Lepera, gerente de Ventas Autoahorro de Volkswagen Argentina, opina que los planes de ahorro siguen siendo la opción más elegida por los compradores a la hora de acceder a un 0 kilómetro de forma financiada. «Es uno de os canales más importantes de ventas, está en segundo puesto después de la venta cara a cara en el concesionario».