Nuevos negocios: comercio electrónico y kioskos

Los kioskos ya no funcionarán sólo como lugares para comprar golosinas, snacks y gaseosas: ahora, algunos kioscos también servirán para retirar compras realizadas por Internet. La idea tiene lógica en un país donde se realizaron 34,7 millones de operaciones de ecommerce durante el primer semestre del año pero apenas el 37% de los compradores optó por el envío a domicilio.

Según la Cámara Argentina de Comercio Electrónico el 57% de los clientes prefirió retirar sus paquetes en puntos de venta y otro 6% en las oficinas del correo. Por eso la empresa Hop (que tiene una licencia de correo emitida por el Enacom) busca
hacerse un lugar en este mercado que movió $97.892 millones entre enero y junio.

Su propuesta: un negocio de distribución de paquetes en 24 horas que suma
puntos de entrega no tradicionales, como kioscos y, también, estaciones de servicio.

La red de Hop consiste en unos 40 kioscos de la cadena 365 y cinco estaciones (en
modalidad de prueba piloto). El servicio está focalizado en las áreas de Microcentro,
Recoleta, Palermo y partes de las zonas Norte y Sur de la provincia.

Hacia finales de año, la expectativa es contar con 100 puntos de entrega habilitados, cifra que subiría hasta 200 en 2019 y 350 en 2020.

Damián Navarro, gerente de Negocios de la firma, reveló que en los próximos meses también empezarán a explorar oportunidades en el resto del país.