Los jóvenes tienen más accidentes de trabajo que los adultos. Y las jóvenes, más peligrosos

En el trabajo los jóvenes sufren un 50% más de accidentes que los adultos. Así se desprende del primer “Informe anual sobre la situación de los jóvenes en el sistema de riesgos del trabajo”, que publicó esta semana la Superintendencia de Riesgos del Trabajo (SRT). El estudio refleja, además, que los riesgos son mayores para los jóvenes en los meses de verano.

Este estudio de la Superintendencia brinda información valiosa sobre las diferencias en riesgos de trabajo, y también en remuneraciones, por edad y por género. Resumimos:

En los varones, el índice de accidentes entre los jóvenes (menores de 25 años) es un 45% más elevado que el de los trabajadores de 25 años y más, mientras que en el caso de las mujeres jóvenes el índice es un 11% mayor respecto a las de 25 años o más.

Si se toma en cuenta la mortalidad por accidentabilidad laboral o enfermedades profesionales, las mujeres jóvenes tienen un índice de mortalidad 3 veces superior al registrado en las de 25 o más años. En el caso de los varones este índice es siempre inferior al registrado en los adultos.

El estudio, correspondiente a relevamientos tomados en 2017, se elaboró el marco de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenido. Tiene en cuenta las advertencias y sugerencias realizadas por la OIT y por la Administración de Seguridad y Salud Ocupacional (OSHA) que identifican a los jóvenes como un grupo de riesgo desde el punto de vista de la seguridad en el trabajo. Al respecto, señalan que padecen lesiones y enfermedades laborales en mucho mayor medida que sus pares adultos.

El informe detalla que, en el año 2017, la población de 16 a 24 años cubierta por sistema de riesgos del trabajo- trabajadores registrados en zonas urbanas y rurales de todo el país- fue de 870.028 jóvenes, compuesta en un 34% por mujeres y por 66% de varones.

El 84% de las mujeres de 16 a 24 años se encuentra ocupada en: servicios comunales, sociales y personales (38,3%); comercio, restaurantes y hoteles (33,1%); y finanzas, seguros, inmuebles y servicios a empresas (12,7%). El salario bruto promedio es de $ 13.117, equivalente al 45% del salario bruto promedio del grupo de 25 años y más (Estos valores promedio son, naturalmente, del 2017).

Por último, los varones tienen una distribución más heterogénea en el mercado laboral y varía la preponderancia de las actividades económicas de acuerdo a los grupos de edad. El 74% de los varones de 16 a 24 años se concentran en: servicios comunales, sociales y personales (23,9%); comercio, restaurantes y hoteles (22,1%); industrias manufactureras (16,7%); y construcción (11,2%); y perciben un salario bruto promedio de $ 14.512, que equivale a la mitad del salario bruto promedio de los trabajadores de 25 años y más.