La marca francesa Le Coq Sportif vuelve a Argentina

La emblemática marca vuelve a través de la empresa ID Argentina que anunció la incorporació a su portfolio de la marca. Anticipó un plan de inversión con el lanzamiento de nuevos locales y el e-commerce.

La empresa ID Argentina, licenciataria exclusiva de Converse en el país, anunció la incorporación a su portfolio de la marca francesa Le Coq Sportif.

Según la firma, «hay un importante plan de inversión destinado al desarrollo del deporte argentino, el lanzamiento del e-commerce de la marca, la apertura de locales propios, así como la asistencia a las diferentes industrias locales para transformarlas en proveedores de la marca».

El plan de ID contempla para el 2022 una producción local cercana al 80% de sus ventas, de esta forma la Argentina será el principal país de producción de la compañía. La nueva colección de la marca llegará al país a inicios del 2022, con una propuesta integral que involucra tanto calzado como indumentaria, informó la empresa.

A comienzos del año pasado, la empresa Le Coq Sportif había anunciado que dejó de operar localmente con Distrinando, la empresa de la familia López que tiene su sede principal en la localidad bonaerense de Saladillo y que mantenía otras marcas como Kappa, Crocs y Superga. El grupo es licenciatario de la marca francesa desde el 2004 ya que hasta entonces la licencia para la fabricación y comercialización Le Coq Sportif estaba en manos de Gatic desde 1979.

Según el “Monitor de Inversiones” que elabora la Agencia Argentina de Inversiones y Comercio Internacional (AAICI), dependiente de la Cancillerían el primer semestre de 2021, Argentina experimentó un aumento en el flujo de inversiones, con el anuncio de 23 proyectos por un monto de 482 millones de dólares, con un estimado de más de 1690 empleos futuros.

Este monto de Formación Bruta de Capital –inversión tanto local como extranjera– representa un incremento del 6,1% con respecto al nivel de inversiones del cuarto trimestre de 2020 y supera en un 13,3% el alcanzado en el período enero-marzo de 2019.

El trabajo informa además que la mayoría de los proyectos de inversión anunciados en la primera mitad del año son de origen estadounidense (64,7%).