La contaminación atmosférica en China se reduce por las medidas para contener la epidemia

Las agencias espaciales norteamericana (NASA) y europea (ESA) observaron en las últimas semanas una «significativa» caída de los niveles de dióxido de nitrógeno en el espacio aéreo chino como consecuencia del brote de coronavirus​. Según informa la agencia espacial estadounidense, hay una correlación con las medidas que ha tomado el gobierno chino para evitar la expansión del Covid-19.

A partir del 23 de enero, el gobierno chino cerró el transporte desde y hacia Wuhan, el foco de la epidemia, para reducir las posibilidades de contagio del virus. Esa fue la primera de distintas medidas severas que se tomaron en el país asiático y en otros lugares del mundo.

Disminución paulatina y constante de la contaminación en Wuhan -Fotos de NASA

La calidad del aire es un problema grave en la sociedad china. Son conocidos sus densos paisajes de polución, en particular en las zonas industriales, que provocan graves enfermedades respiratorias a la población.

Uno de los gases que más predominan es el dióxido de nitrógeno, un gas nocivo emitido por vehículos automotores, plantas de energía e instalaciones industriales, pero que ahora ha descendido de forma notoria.

«Esta es la primera vez que veo una caída tan dramática en un área tan amplia para un evento específico», sostuvo la investigadora de la calidad del aire en el Centro de Vuelo Espacial Goddard de la NASA, Fei Liu.